miércoles, 9 de agosto de 2017

MI HISTORIA

Después de unos años, aunque no los suficientes para estar curado, de andar en esto que hemos dado en llamar recuperación y tras el compromiso que adquirí, tanto con mi padrino como con los queridos compañeros que hacen posible que esta revista de N.A. España sea posible, voy a intentar contar mi historia de la forma más concisa y espero que entretenida que pueda, así que allá voy.
Yo entré en recuperación por pura desesperación creyéndome un miserable débil que estaba condenado de por vida a vivir la mierda de vida que me había tocado vivir. No era tonto del todo y, ya por entonces, sabía que en a esa mierda de vida yo había contribuido con algo más que granos de arena, pero siempre tenía a mano una justificación, una excusa cierta o no para explicarlo todo, así que en cierta manera conseguía excluir, del tremendo laberinto que supone esta complicada y entretenida enfermedad, mi auténtica y verdadera responsabilidad. Simplificando podríamos decir que, por aquel entonces, yo era una persona muy dañada, vulnerable y autodestructiva que no era o, quizás ni tan siquiera, estaba preparado para asumir lo que se me venía encima. Estaba muy mal informado y no sabía qué coño pasaba y, sin embargo, paradójicamente, por otro lado pensaba que lo sabía todo sobre lo que me pasaba e incluso sobre la vida y que ya a tan temprana edad venía de vuelta. Me consideraba un ser fracasado y perdedor pero revestido de un cierto halo de autenticidad y valores inapreciables por parte de los demás, esos que no estaban ni estarían nunca a mi altura, de mi profundidad, de mi conciencia sobre lo que yo creía que era no mi puta vida sino la puta vida en general. Ser feliz me podía llegar a parecer obsceno y los que así se consideraban unos idiotas e imbéciles impresentables e ignorantes. Me horrorizaban los "ganadores", para mí eran gilipollas adaptados a un sistema de mierda, lameculos y demás lindezas....., tenían sus familias estables, sus hipotecas, sus preciosos niños, etc.....todo pura fachada, todo pura mierda, todo lo que yo no estaba dispuesto a ser. Más tarde entendí que, de alguna manera, lo que les tenía era envidia ya que no es que yo no quisiera ser como ellos, que no quería, el problema es que tampoco podía, no me encontraba capacitado ni válido para ello. Ese tipo de vida diseñada con todo el cuidado y el cariño por mis mayores para mí, era tan responsable, tan pesada que nunca me sentí, en el fondo, capacitado ni motivado para poder llevarla a cabo, a fin de cuentas no la había elegido yo. La vida ordinaria me parecía inalcanzable y sólo a la altura de héroes cotidianos, nada significaba para mí que pasaba de sentirme una mierda a extraordinario sin nunca pasar por el medio, que era donde parecía que se encontraban ellos y encima se encontraban bien.
A pesar de todo lo que acabo de contar yo, ya por entonces, me había casado con una persona a la que quería con toda mi alma y habíamos tenido una preciosa y deseada hija a la que quería querer sin saber cómo se hacía. Era incapaz de respetar y menos cuidar esos tesoros que me había regalado la vida, estaba al cien por cien en manos de mi mortal enfermedad, ya habían muerto muchos compañeros de viaje a causa de la misma. Y aunque hizo mucho más de lo que le correspondía por salvar la situación, la terminé agotando y un buen día reunió el coraje para abandonarme, yo, en su lugar lo habría hecho mucho, mucho antes, pero ella ya también se encontraba muy enferma y sin ganas de tirar la toalla (por eso aguantaba), pero era simplemente cuestión de tiempo. Simplemente lo quemé todo, familia, economía, amistades y todo lo que se ponía en mi paso, era un animal depredador a las órdenes de una enfermedad mucho más potente que mi propio poder y mis múltiples actos de voluntad por vencerla.
Resumiendo un poco, después del divorcio, simplemente me abandoné al “pobrecito de mí” y la enfermedad entro en la época más potente y efervescente. Me arrasó hasta el punto de llegarme a sentir excluido de los excluidos, despreciado por los despreciados. Estaba condenado de por vida a la soledad más dolorosa conocida hasta entonces, sólo quedaba conmigo el animal depredador que seguía implacable haciendo su minucioso trabajo. Todo era abismo, oscuridad, así que me dediqué con fervor a acelerar mi autodestrucción, si no me quité la vida fue simplemente porque no conseguí reunir el valor suficiente, pero deseaba mi propia muerte cada día de mi vida, así yo dejaría de sufrir y además dejaría de hacer sufrir a todos mis seres más queridos que observaban atónitos el cariz de los acontecimientos de mi vida, perplejos, asustados, desconsolados, pero también alejados para protegerse, la única que nunca perdió la esperanza del todo a pesar de la contundencia de los acontecimientos fue mi madre y aun hoy en día, sé que un día me dio la vida y en otra época me la salvó con su inquebrantable esperanza.
Fue precisamente el día en que mi madre me acompañó a Málaga en autobús, el día en que toqué el necesario y fundamental fondo ya que, de vez en cuando, tenía que pedirle que mirara para otra parte para fumar un poco del “revuelto”. Mi cuerpo no aceptaba ya ni un “mono” más y no me quedaba otra. Después de la visita completé a rajatabla el tratamiento de la doctora y al mes me encontraba desintoxicado y manteniendo sólo un tranquilizante que tardé, siguiendo las indicaciones de mi médica otro mes en abandonar. Durante este tiempo asistía regularmente a una reunión diaria y así me mantuve por bastante más tiempo de los noventa días que los compañeros me habían sugerido. Mi primer padrino me dijo que el primer paso ya lo traía dado y que dado mi estado de salud, hepatitis B y C y mi edad 39 años, sólo me quedaba otro enemigo claro, mi inteligencia al servicio de la enfermedad y que esa me podía matar si no era obediente. Entonces yo, sabiendo que era “Chuky” el que prácticamente conducía el coche cada día, me diera cuenta o no, decidí ser muy obediente y recuerdo que mi consigna era hacer casi literalmente lo contrario de lo que me decía mi cabeza y pasar el día limpio y llegar así a cada reunión. Y funcionó. Fue pasando el tiempo y la promesa que NA me hizo se cumplió, la obsesión y la compulsión pasó y yo fui trabajando concienzudamente los pasos hasta que un buen día me encontré con mi primer aniversario limpio, eso me parecía tan imposible que es la única medalla de la que espero no separarme nunca. Las demás, no menos importantes, siempre se las he ido pasando a compañeros que me seguían en la consecución de tiempo libre y limpio de drogas.
Hoy en día estoy a dos meses de cumplir doce años y han pasado muchas cosas, me casé y me separé, tuve un hijo que hoy tiene casi seis años y he sido responsable y he disfrutado y disfruto de él todo lo que puedo. Me pago mis gastos incluyendo los que conllevan dos divorcios y estoy implicado desde el principio en el servicio de NA en todos sus niveles, grupos, área y región, es decir, me he convertido en un adicto en recuperación obediente, responsable y perseverante. De hecho, os puedo decir, que estoy en un momento especialmente fluido y fácil de mi vida, ocurra lo que ocurra, y tengo una vida plena y asumida desde el principio al final, no ha sido siempre fácil ni mucho menos, pero ha sido y es posible alcanzar este estado. Practico y vivo el programa, asisto regularmente a reuniones, trabajo los pasos, las tradiciones y los conceptos y soy completamente responsable de mis actos, es decir, asumo plenamente las consecuencias. El amor ha sustituido al resentimiento y la espiritualidad a la deshonestidad crónica que padecía. Sé que este programa al igual que la enfermedad es para toda mi vida, y me encanta saberlo, sentir que sigo teniendo continuas oportunidades de crecimiento y que el viejo mito de la condena a la muerte interior y completa ya no es una opción en mi vida. Me levanto cada día para intentar estar de parte de la solución y disfruto de lo que me enseñan mis ahijados y mi padrino. Me parece mentira que aquella bolsa de mierda con la que llegué al programa se haya podido convertir en un verdadero tesoro de sabiduría que puedo mantener compartiéndolo. Estoy dispuesto a seguir cambiando las cosas que tenga que cambiar y a aceptar las que toquen así, aunque alguna sea dura y lo más importante, tengo un divorcio con éxito en el que mi hijo es feliz con dos familias distintas. Así que espero permanecer por esta senda acompañado de vosotros hasta el final, ese es mi prioritario y necesario deseo, encontrando alegría, felicidad y gratitud por todo lo que he pasado y todo lo que tendré que pasar.
Gracias a todos por estar ahí en el momento justo.

HONESTIDAD ANTE TODO.

Tenemos que ser "HONESTOS", como me gusta esa palabra, me siento identificado con ella, hay que leer escuchar valorar y crearte tu propia opinión. No me gusta ese tipo de gente que infravalora a los demás por el simple echo, que no eres reconocido, a ver si me explico, cuando eres capaz de dar tu opinión, la tuya, no la que creen todos que debes decir en respuesta a algún artículo escrito por alguien renombrado, ni siquiera lo leemos pues como puedes?, cómo te atreves a contradecir a alguien tan renombrado?. Vamos que no eres tu mismo tienes que seguir la corriente , qué pasa qué no puedo ser yo mismo y opinar de lo qué desee?. Se tu mismo no pierdas tu ser genuino, no copies formas de ser y de actuar pues no seras tu mismo, qué eres?algo sin personalidad ni opinión propia, un ser gris que pasa por la vida sin pena ni gloria, o eres de esos que en confianza, hablas, opinas, discutes, etc…Pero cuando llega la hora o la persona a al cual le tienes que decir todo lo que antes has dicho, ya no eres capaz. Quién eres?, qué quieres? qué sueñas?,dónde has dejado esos dones con los que has nacido?,los guardas para mas adelante?, no amigo no, tienes que desarrollarlos ponerlos a funcionar en tu beneficio y en el de los demás ,”TIENES QUE SER GENUINO ”. Tu mismo con una buena autoestima con una gran dosis de asertividad,sin prepotencia con la suficiente humildad para no ser un prepotente, saber escuchar y saber callar cuando toca y hablar sin miedo al ridículo y sobre todo una gran dosis de empatía. Valórate pues todos tenemos dones que no desarrollamos por miedos absurdos, aprende a quererte y sobre todo, quierete mucho y no pierdas tu esencia, como tu huellas dactilares se tu mismo toda tu vida.

¿Se puede curar el alcoholismo?.

A pesar que el alcoholismo es una enfermedad tratable, todavía no existe una cura. Esto significa que un alcohólico que ha estado sobrio (sin beber alcohol) por un período largo de tiempo y que ha recuperado su salud, él (ella) todavía es susceptible a sufrir una recaída y tiene que continuar evitando todo tipo de bebida alcohólica. "Disminuir" la cantidad de alcohol que se consume no funciona; se necesita eliminar por completo el alcohol para lograr una recuperación exitosa.
En todo caso, hasta algunas de las personas que están determinadas a mantenerse sobrias (sin beber alcohol) pueden sufrir uno o varios "deslices" o recaídas, antes de lograr sobriedad por largo tiempo. Las recaídas son bien comunes y éstas no significan que la persona ha fallado o que no puede eventualmente recuperarse del alcoholismo.
Recuerde que cada día que un alcohólico en recuperación se ha mantenido sobrio antes de una recaída es tiempo extremadamente valioso, para ambos, tanto para la persona en recuperación como para su familia. Si una recaída ocurre, es muy importante que la persona trate de parar de tomar alcohol otra vez y que obtenga la ayuda que sea necesaria para poder abstenerse de beber alcohol.

martes, 8 de agosto de 2017

Cambio

EstheR Sánchez Orantos


Cambio................No existe un verdadero cambio, sino hay un cambio de actitud, si no tienes lo suficiente, sino eres capaz de rectificar, de mejorar, de no repetir siempre las mismas historias, por mucho que te cambies por fuera, sino lo haces desde lo más profundo de tu ser, siempre será lo mismo lo pintes como lo pintes, porque no hay mejora, no hay arreglos, no hay coraje, para esa transformación necesaria, para ser de una vez por todas responsable de tus actos, sin necesidad de buscar excusas y culpables.

No existe un verdadero cambio, sino hay un cambio de actitud, si no tienes lo suficiente, sino eres capaz de rectificar, de mejorar, de no repetir siempre las mismas historias, por mucho que te cambies por fuera, sino lo haces desde lo más profundo de tu ser, porque siempre tendrás el alma envenenada, siempre buscaras depender de algo, para no tener que afrontar nada, siempre dejaras de ser feliz, pues no te valoras como persona en sí, sino por lo que dicen y hacen los demás, porque nunca tomas conciencia de lo que haces y que todo tiene sus consecuencias, porque quien no es feliz consigo misma, no deja tampoco que los que le rodean lo sean, porque no se lo permite su corazón.

No existe un verdadero cambio, sino hay un cambio de actitud, si no tienes lo suficiente, sino eres capaz de rectificar, de mejorar, de no repetir siempre las mismas historias, por mucho que te cambies por fuera, sino lo haces desde lo más profundo de tu ser, porque para poder avanzar y evolucionar hay que ser honesta con una misma, hay que aprender del pasado, de los errores, para poder hacer un sendero con paz, no con odios, ni rencores, hay que ser capaz de disculparse con humildad, con sinceridad, pero no como una niña pequeña, que no sabe ni hablar , ni expresar, ni hacer las cosas con sentido, pues es meterse en un mundo irreal en el que solo los borregos siguen el juego.

No existe un verdadero cambio, sino hay un cambio de actitud, si no tienes lo suficiente, sino eres capaz de rectificar, de mejorar, de no repetir siempre las mismas historias, por mucho que te cambies por fuera, sino lo haces desde lo más profundo de tu ser, para poder valorar y agradecer todas las oportunidades que da la vida y el tiempo y con ello poder ser esa persona especial, llena de coraje y fortaleza, no de debilidades y llantos, que solo llegan a los que solo bailan la polca, por miedo a quedarse solos.

No existe un verdadero cambio, sino hay un cambio de actitud, si no tienes lo suficiente, sino eres capaz de rectificar, de mejorar, de no repetir siempre las mismas historias, por mucho que te cambies por fuera, sino lo haces desde lo más profundo de tu ser. EstheR SO se feliz

lunes, 7 de agosto de 2017

MI REFLEXIÓN.

Seres Humanos sin sueños, sin amor a la vida, donde el futuro es el ahora, el¡ya!. Sueños rotos o quizas volaron muy alto mas alto de lo que tenían que volar y no supieron poner límites hasta que se rompieron y cayeron en picado. Sin sueños, sin metas, sin alicientes, todo es una rutina"como de costumbre"te vuelves gris los días pasan, como de costumbre,siempre lo mismo,lo mismo,lo mismo,no hay fuerzas para cambiar, te puede la rutina, y no te atreves a romperla, sueñas pero te encojes de hombros y te dices a ti mismo, me conformo con los sueños, mañana sera otro día y empezara la rutina, así día tras día.¿Quién te enseñara a intentar realizar tus sueños? La vida parece larga pero en un abrir y cerra de ojos la maleta de la vejez la tienes llena y te espera una puerta que solo tiene salida y no tiene vuelta.
No tenia sueños, no planeaba mi futuro y encontré algo que me evadía, me hacia soñar, hasta confundir la realidad con la vida misma, encontré lo que me daba fuerzas me borraba los miedos, me cambiaba, me atrevía con todo, por fin salia de este mundo harto de la rutina y de las costumbres, pero me atrapo y se volvió en otra rutina, que me comía, tenia que tomar todos los días,como de costumbre, en fin, sueños rotos ,vidas quebradas volvió el hastió ya no había sueños, solo oscuridad, prisionero de mi adicción mi sueño al final era descansar, no un rato, sino para siempre, lo intente tantas y tantas veces,pero se conoce que no era mi hora, el destino me tenia preparado otra vida, un nuevo sueño, algo tangible que he hecho realidad,no llegaría a viejo pensando, mejor dicho utilizando siempre los condicionales. No ,no!!!!.Estoy cumpliendo mi sueño,"LO LOGRE".
SALÍ DE LA ADICCIÓN Y ESTOY EMPEZANDO A VIVIR MI SUEÑO MAS BELLO Y REAL!!!!!.

La imagen puede contener: texto

Horas

EstheR Sánchez Orantos

Horas.............Horas gastadas, horas ganadas, horas aprendidas, para ser responsable de los actos y consecuencias, para no recurrir a la desazón, a la pérdida de esperanza, a la pérdida de humanidad, para sentir que se tiene y debe vivir con la conciencia tranquila, con las formas mejores, para no envenenar las almas, para no engañarnos a nosotras mismas con lo que fue o dejo de ser, para avanzar, recapacitar y saber que tú eres la única que tienes el poder de seguir adelante, sin mirar atrás, para perderte en todo lo que obstruye.

Horas gastadas, horas ganadas, horas aprendidas, para ser responsable de los actos y consecuencias, para no recurrir a la desazón, a la pérdida de esperanza, a la pérdida de humanidad, para recomponer, para no enjuiciar, para no enfatizar todo aquello que causa dolor, para reconvertirte en algo que merezca la pena, para dejar de ser afluente , para sonreír, aun sangrando el corazón, para poder mirar de frente y no bajar la vista, porque la vida ya es bastante, como para provocar más las cosas que suceden.

Horas gastadas, horas ganadas, horas aprendidas, para ser responsable de los actos y consecuencias, para no recurrir a la desazón, a la pérdida de esperanza, a la pérdida de humanidad, para poder expresar con el corazón, pero con la cabeza y los pies en la tierra, para no ser cansina, en un mundo que va al revés, porque prima lo material, porque no se piensa, ni se busca lo simple, sino aquello que solo es superficie, que no llega a nada, que al igual que viene se va, porque no se le da sentido a nada, porque nos cansamos enseguida de todo.

Horas gastadas, horas ganadas, horas aprendidas, para ser responsable de los actos y consecuencias, para no recurrir a la desazón, a la pérdida de esperanza, a la pérdida de humanidad, para responsabilizarme, para crecer, para madurar, para no ser testigos de destrucciones sin base, ni fundamento, para poder gritar a los cuatro vientos que el tiempo pasa, que todo llega y que es necesario intentarlo cada día, superarte a ti misma, conseguir esa estabilidad para ayudar, dar, amar, compartir, sentir que estas viva y no eres una gran marioneta en manos de los demás.

Horas gastadas, horas ganadas, horas aprendidas, para ser responsable de los actos y consecuencias, para no recurrir a la desazón, a la pérdida de esperanza, a la pérdida de humanidad, para valorar, agradecer, reaccionar, rectificar, saber quién si y quien no, que sí y que no, pero sobre todo para ser consciente que hoy estoy, lo cuento y lo vivo, que soy mi presente y fui mi pasado y que es lo que me hace ser como soy. EstheR SO se feliz

viernes, 4 de agosto de 2017

Los Impulsos Incontrolables.



Las personas que son adictas y que sufren de dependencias, a menudos son personas que igualmente sufren de problemas de control de impulsos. Personas que, frecuentemente como niños fueran hiperactivos, inquietos e incapaces de modular sus reacciones afectivas --- tendiendo a estallar con poca provocación.
Los niños que padecen de trastornos en la satisfacción de sus necesidades básicas, encuentran que les resulta difícil posponer sus respuestas negativas al ambiente. Habiendo carecido de la nutrición emocional adecuada, que ambos padres deben siempre proveer, crecen sufriendo de privaciones narcisistas y recubiertos de un tipo de rabia, asimismo narcisista.
Rabia y dependencias que son difíciles para ellos controlar. Su inclinación y propensión a los comportamientos de dependencias en las drogas y de codependencias en relaciones, son debidas a una necesidad a controlar sus ansiedades usando las drogas y/o las relaciones patológicas para borrar un dolor insoportable y, muy a menudo, para llenar un vacío emocional de proporciones devastadoras e intolerables.
Las personas que tienen dificultades para controlar sus impulsos se encuentran incapaces de dejar de hacer algo que les es imposible no hacer --- aunque sepan que no deben hacerlo o que haberlo hecho, resulte perjudicial para sí mismos o los demás.
En las adicciones (alcohol, drogas, tabaco, juego, gastar el dinero, sexo) el adicto se siente impulsado a beber, fumar, jugar, comer, y lo que sea, siéndole imposible encontrar la manera de dejar de hacerlo.
Tiene que obedecer su impulso y satisfacerlo aunque, hacerlo, le duela más a largo plazo.
Para entender porqué estas personas no son capaces de "resistir sus impulsos" tenemos que observar qué está pasando por sus mentes en ese momento y qué se están diciendo a sí mismos --- ya que son pensamientos los que regulan la conducta. Pensamientos que siempre se originan en el pasado dinámico de los conflictos reprimidos. Por ejemplo, antes de abrir la puerta de casa y salir a la calle, hemos pensado algo parecido a "se antoja salir a dar una vuelta" o "voy a la tienda de la esquina". Sin embargo, a menudo sucede que las personas tienen la sensación de que no han pensado nada. Simplemente sienten la "necesidad" de fumarse un cigarrillo o beberse un vaso de vino. Esto es debido a que este tipo de pensamientos aparecen de forma rápida y automática, pudiendo conformar patrones de reacción aprendidos en la infancia. Es decir, forman parte del modo particular que tiene cada persona de ver el mundo.
Ese modo particular de ver el mundo en que se vive, se construye en la infancia como resultado de la interacción de las fuerzas del entorno con las agencias emocionales que regulan nuestras mentes.
A veces, pueden surgir como respuesta a una necesidad fisiológica. Por ejemplo, si alguien tiene la sensación de hambre, lo primero que piensa es "tengo hambre". Después evalúa lo que eso significa y toma una decisión respecto a cómo actuar. En función de cuál haya sido esta decisión actuará de un modo u otro. Es decir, si piensa "voy a comer ahora mismo, aunque me engorde y sea por el mero placer de hacerlo" irá derecho a la nevera. Si piensa "voy a esperar hasta la hora de cenar; puedo aguantar el hambre perfectamente, no comeré el azúcar", su conducta será muy diferente. Y si piensa "necesito comer algo ahora mismo y no puedo soportar no hacerlo", y así lo piensa muy a menudo, es muy probable que sea un comedor compulsivo a quien le resulta casi imposible esperar para comer a sus horas.

Cuando somos niños creamos mecanismos de defensa que nos hacen sobrellevar nuestras emociones de la mejor manera posible

Publicado por: 
Jorge Torres Moran

Cuando somos niños creamos mecanismos de defensa que nos hacen sobrellevar nuestras emociones de la mejor manera posible, algunas veces estos mecanismos se aprenden por imitación o por lealtad. En otros casos se reprime el sentimiento y se expresa de manera inesperada, y es justamente en donde entra la adicción.

Cuando una pareja empieza a tener problemas puede que uno de los miembros de la parej
a se enoja tanto con el otro, que inicia un proceso de desacreditación ante los hijos (“Es un inservible, me engañó, no se encarga de uds., es un irresponsable, es un bueno para nada,etc.”).

Obviamente esto muestra un profundo resentimiento, es decir que no se ha realizado el duelo correspondiente. Además tampoco se es capaz de asumir o reconocer la propia responsabilidad. Como dice el dicho “Es mucho más fácil echar balones fuera”. En medio de todo esto son los hijos los perjudicados porque se ven obligados a tomar partido por uno de los padres. Lo que puede implicar la exclusión del otro.

Uno de los padres (principalmente el padre) es sacado de su vida, sean por las razones que sean. Es algo que al hijo le cuesta procesar y se siente impotente ante dicha situación. Aparentemente se hace leal ante el padre presente, pero secretamente origina una lealtad por el padre ausente y un sentimiento de “odio-amor” por el padre con el cual vive (normalmente es la madre porque ellas ganan la patria potestad de los niños en la mayoría de los casos).

Ante esa lealtad secreta con el padre ausente, los hijos pueden buscar llenar ese vacío con las adicciones. Etimológicamente Adicción significa ( Acción de Mostrar), quizás lo que quiera mostrar es que se siente culpable porque el padre se fue y por eso se hace daño o bien porque quiere destruir al padre en él. De alguna manera es un deseo de “desaparecer” igual que el padre ausente, está mostrando con la adicción su inmenso dolor que no sabe expresar con palabras.

¿Qué puedes hacer para prevenir la adicción en tus hijos?

Respeta al padre ausente, dejando de hacer juicios de él o de ella (aunque no lo digas tus hijos captan la energía de tu aversión por el otro)
No exigir a tus hijos que elijan entre uno de los padres: Comprender que colocas en un conflicto a tus hijos cuando cargas toda la responsabilidad en su padre o madre, porque ellos también lo aman es también su progenitor. Les duele tener que elegir si ser leal a ti o al ausente.
Agradece al padre ausente el tener a tus hijos: Si es el otro el que decide voluntariamente ausentarse, agradece internamente lo vívido, honra a tus propios padres, busca tu aprendizaje de la experiencia y confía en la vida.
Deja que los niños vayan el tiempo que deseen con su progenitor, sin hacer juicios si están mejor o peor (recuerda su estado emocional depende de la cercanía que tengan con ambos progenitores).
Si tienes un profundo resentimiento por tu ex, busca ayuda para cicatrizar esas heridas tanto por tu bien como por el de tus hijos.
Confía en que tu ex pareja cuidará bien de tus hijos: deja de controlar lo que hace o deja de hacer tu ex pareja con tus hijos. Mírale como adulto
Recuerda que siempre estarás unida a tu ex pareja la veas o no, porque esa relación dejó hermosas consecuencias “los hijos de ambos”.
Evita decir frases como “Gracias a mi uds. tienen para vivir”,“Haces un sacrificio por ellos”, “Que su padre no se sacrificaría tanto por ellos”, “Su padre no los quiere”, etc. Recuerda que dejas una herida en su alma que los marcará por siempre

Autora: Luz Rodríguez
 — con Gema Aguilar.


Gana

EstheR sánchez Orantos

Gana.............Gana tiempo convirtiendo toda tu impotencia en algo que merezca la pena, que te puedas sentir orgullosa por haberlo conseguido a través de tu esfuerzo, de tu coraje, de tu luz, no por vías de dependencias y victimismo, para reconocer las cosas, para poder rectificar, para poder mejorar tu entorno sin necesidad de perderte en esos vacíos superfluos, que no te llevan a más que a desesperarte y a no saber cómo accionar.

Gana tiempo convirtiendo toda tu impotencia en algo que merezca la pena, que te puedas sentir orgullosa por haberlo conseguido a través de tu esfuerzo, de tu coraje, de tu luz, no por vías de dependencias y victimismo, para sembrar allá donde estés cosas que siempre lleven a buen puerto, para no tener que reprocharte lo mismo de siempre, para no tropezar en las mismas historias, porque has aprendido de ellas, porque has madurado y el tiempo te ha indicado el cómo, el por qué y el para qué.

Gana tiempo convirtiendo toda tu impotencia en algo que merezca la pena, que te puedas sentir orgullosa por haberlo conseguido a través de tu esfuerzo, de tu coraje, de tu luz, no por vías de dependencias y victimismo, para expresar, dialogar, amar, compartir, ser esa persona que mereces ser feliz a tu manera, sin comparaciones, sin odios, sin recovecos, ni fantasías animadas de ayer y de hoy, que solo te sirven para cerrarte todos los pasos, para convertirte en una gente de paso, que ni conoce , ni quiere evolucionar.

Gana tiempo convirtiendo toda tu impotencia en algo que merezca la pena, que te puedas sentir orgullosa por haberlo conseguido a través de tu esfuerzo, de tu coraje, de tu luz, no por vías de dependencias y victimismo, para conservar tu serenidad, para calmar el alma en tiempo de tempestades, para saber que no existe nada fácil, pero tampoco es tan complicado, cuando te conoces, te quieres lo suficiente y no te amargas pensando en venganzas y en hacer daño gratuito a los que te rodean, porque llega un momento en el que te tienes que responsabilizar de tus actos sí o sí.

Gana tiempo convirtiendo toda tu impotencia en algo que merezca la pena, que te puedas sentir orgullosa por haberlo conseguido a través de tu esfuerzo, de tu coraje, de tu luz, no por vías de dependencias y victimismo, para valorar y agradecer las oportunidades que la vida te brinda, para poder afrontar las adversidades con una actitud de superación, para saber de verdad que hoy estas, lo puedes contar y lo intentas, que es lo que te hace ser y estar en unas condiciones óptimas y no perderte en cosas vanas. EstheR SO se feliz


jueves, 3 de agosto de 2017

Veo

EstheR Sánchez Orantos

Veo................Veo el sol, la vida, la luna, todo lo que me rodea, pero no consiste en solo ver, sino en sentir que estas viva, que puedes moverte, que tienes mucho por lo que avanzar y no quedarte estancada en cosas que fueron o dejaron de ser, en todo aquello que obstruye, que no te deja serenar el alma, que te hace dar vueltas y vueltas, pero nunca te aportan la luz necesaria, para madurar, para ser tu misma, sin perderte en los grandes vacíos, que nosotras mismas nos ponemos, cuando no sabemos ni lo que queremos.

Veo el sol, la vida, la luna, todo lo que me rodea, pero no consiste en solo ver, sino en sentir que estas viva, que puedes moverte, que tienes mucho por lo que avanzar y no quedarte estancada en cosas que fueron o dejaron de ser, porque siempre habrán motivos que te hagan reaccionar, que te hagan hacer las cosas no solo por qué sí o por qué no , sino porque tienen un sentido que te va indicando los senderos a elegir, porque está en ti esa libertad, porque necesitas conseguir las cosas por tus propios medios, sin dependencias, sin fantasías, sin engaños, sin todo lo que te va cerrando puertas y ventanas.

Veo el sol, la vida, la luna, todo lo que me rodea, pero no consiste en solo ver, sino en sentir que estas viva, que puedes moverte, que tienes mucho por lo que avanzar y no quedarte estancada en cosas que fueron o dejaron de ser, porque has de aprender a expresar, a dejar que el tiempo fluya sin comparaciones, sin envidias, sin rencores, sin rabias, solo con amor, con diálogos, con todo lo que te va haciendo ser esa persona especial, que eres, cuando te pones las pilas, cuando eres responsable de tus actos y consecuencias.

Veo el sol, la vida, la luna, todo lo que me rodea, pero no consiste en solo ver, sino en sentir que estas viva, que puedes moverte, que tienes mucho por lo que avanzar y no quedarte estancada en cosas que fueron o dejaron de ser, para poder agradecer y valorar todas las opciones que la vida te va dando, para no ser ególatra y pensar que la tierra giras por que estás tú, para saber que no hay nunca nada fácil, pero tampoco tan complicado para no poder llevar a cabo tus objetivos, cuando sabes priorizar, cuando sabes conocer las cosas, rectificar a tiempo y no torcer las cosas , porque nunca es como tú piensas, pues la vida es un gran laberinto de sorpresas y retos que has de superar.

Veo el sol, la vida, la luna, todo lo que me rodea, pero no consiste en solo ver, sino en sentir que estas viva, que puedes moverte, que tienes mucho por lo que avanzar y no quedarte estancada en cosas que fueron o dejaron de ser.EstheR SO se feliz


martes, 1 de agosto de 2017

Educar no es fácil, nunca lo ha sido. Sin embargo, es una tarea que padres y madres no pueden delegar.

No existe una fórmula mágica para asegurar el “éxito” en este terreno, pero sí algunas claves que pueden ayudarnos a que nuestros hijos se enfrenten con menor vulnerabilidad a riesgos como las drogas.
Trabajar con los más pequeños valores de protección como la autoestima, el autocontrol, la empatía o las habilidades de negación puede ser una de las estrategias más efectivas para evitar que, en el futuro, se manifiesten conductas problemáticas como el consumo abusivo de drogas.
El objetivo es formar personas, futuros adolescentes y jóvenes, con capacidad crítica que puedan enfrentarse a la presión del grupo de iguales, las modas o los estereotipos sociales manteniendo su propio criterio y autonomía. Pero para conseguirlo es necesario que desde la familia y la escuela se comience a trabajar con ellos desde edades muy tempranas.
Para empezar a prevenir el consumo de drogas los padres y madres debemos disponer de información suficiente de estas sustancias y sobre las formas de intervenir para evitar su abuso. Asimismo podemos desarrollar estrategias que potencien los factores de protección de los hijos y para ello debemos tener en cuenta cuatro áreas: establecer normas adecuadas, crear una buena relación afectiva con los hijos, mejorar la comunicación con los hijos y favorecer un uso satisfactorio del tiempo libre.
Como es lógico, para abordar cada una de estas cuatro áreas, tenemos que considerar la edad de los hijos. Cada etapa evolutiva tiene sus propias características y debemos adaptarnos a ellas. Por ejemplo, de 3 a 6 años, en la etapa infantil, es importante hacer hincapié en variables como la empatía, la autoexpresión emocional, habilidades de autoafirmación y el autocontrol. A partir de los 6 años y hasta los 12 hay que seguir trabajando todos estos valores y, además, actitudes hacia la salud, autoestima y habilidades de interacción. A partir de los 12, es necesario trabajar específicamente la toma de decisiones, las habilidades de oposición y las actitudes hacia las drogas.
Sin embargo, la prevención es un labor de todos, no sólo de los expertos, los padres o los educadores. La prevención se compone de la suma de aportaciones que cada uno podemos ofrecer desde el papel que desempeñamos y desde el lugar que ocupamos: los médicos, el personal sanitario, policías, jueces, medios de comunicación… Todos tenemos algo que decir y algo que hacer y nadie puede hacerlo todo solo.
NO debemos olvidar que…
- Las drogas han existido, existen y existirán; por tanto debemos educar a los hijos para vivir junto a ellas, evitando que lleguen a establecer una relación problemática con ellas.
- No es imprescindible saber mucho sobre drogas, pero sí necesitas saber cómo educar a tus hijos.
- No te obsesiones con las malas influencias. Edúcales para ser autónomos e independientes.
- No intentes que elija las opciones que tú crees que son mejores. Enséñale a tomar decisiones y a responsabilizarse de sus elecciones.
- No temas los conflictos con tus hijos. Afróntalos.
- Sírvele de modelo de empleo satisfactorio y saludable de tiempo libre.
- Si tu hijo ha tomado contacto con las drogas, no dramatices y reflexiona antes de actuar.
- No pienses que no tienes conocimientos suficientes para educar. Si tienes verdadera voluntad de hacerlo, lo harás bien. Dedícale tiempo, ten en cuenta unas ideas elementales y aplica el sentido común.

La imagen puede contener: una persona, texto

Reflexión.


El desarrollo personal es una construcción de significados que se adquiere a expensas de los demás. Desde el nacimiento el bebé tiene una serie de impulsos y necesidades que debe satisfacer. El llanto del bebé es una forma de expresar sus necesidades y cuando la madre le atiende es ella quien le da el significado de demanda a ese llanto, es así como el llanto se convierte en un medio de comunicación. El individuo se nutre de las palabras de la madre que acompañan el acto de satisfacer sus necesidades, éstas se convierten en símbolos con los cuales se va a poder comunicar y de los cuales no va a poder prescindir.
Serán las palabras que la madre transmita al niño o a la niña, lo que permitirá al individuo ir adquiriendo una identidad para desarrollarse.
Cuando la madre transmite al niño o a la niña amor es más probable que él o ella se amen a sí mismos también. Si sucede lo contrario, que la madre trate a sus hijos o hijas con indiferencia o agresividad, pueden tener una mala experiencia y es posible que se cree en ellos un concepto negativo de sí mismos que se puede incrementar con el tiempo si no se atiende adecuadamente.

lunes, 31 de julio de 2017

No se puede

EstheR Sánchez Orantos

No se puede..............No se puede querer todo, cuando no das nada tampoco, porque te vas perdiendo en todos los caminos, porque jamás puedes ser feliz a tu manera, porque no te sacias, no te impregnas de lo que la vida te da y vas dando tumbos, hasta perderte en los grandes vacíos de la desesperación, porque te quedas sin fuerzas, porque te vas arrastrando, porque nunca merecerá la pena forzar, pues como dicen los grandes sabios de donde no hay no se puede sacar, pero la vida va mostrando diferencias y te da opciones para reaccionar.

No se puede querer todo, cuando no das nada tampoco, porque te vas perdiendo en todos los caminos, porque jamás puedes ser feliz a tu manera, porque no expresas de verdad lo que sientes en tu interior, solo lo que se ve externamente, porque solo vives de apariencias absurdas, llenas de miedos e impotencias, pero sin plantearte la vida tal y como es, porque vas haciendo de tu realidad historias repetidas una y otra vez, pero jamás miras el porqué de ello, pero el tiempo va dando muestras de todo, y algún día caerás en la cuenta de todo el que has perdido.

No se puede querer todo, cuando no das nada tampoco, porque te vas perdiendo en todos los caminos, porque jamás puedes ser feliz a tu manera, porque nunca buscas tú las soluciones, siempre han de encontrarlas otros, porque no eres consciente de tus actos y sus consecuencias, pero siempre tienes un culpable en tu boca, y una forma de dar pena, pero no siempre ya se te oye, porque es cansina la forma de mirar la realidad, y aun así todo gira en que tienes que cambiar para mejorar tu horizonte y así sacar la fortaleza y el coraje suficiente.

No se puede querer todo, cuando no das nada tampoco, porque te vas perdiendo en todos los caminos, porque jamás puedes ser feliz a tu manera, porque no valoras ni agradeces, que hasta en tus peores momentos siempre has tenido la oportunidad de rectificar, a través del dialogo, de las buenas maneras, de las formas más agradables y en vez de ello has optado por el rencor, la rabia y la impotencia, pero la vida sigue si o si, te guste o no y has de tomar partido en ella, para que pueda tener un sentido y un fin que no sea superfluo y material exclusivamente.

No se puede querer todo, cuando no das nada tampoco, porque te vas perdiendo en todos los caminos, porque jamás puedes ser feliz a tu manera, porque no sabes aunque estas, lo cuentas, lo vives y eso te hace perderte en todos los huecos que aparecen no evolucionando, ni madurando, pero aun así siempre podrás cambiarlo y mejorarlo.EstheR SO se feliz